Cascos blancos en Siria

Alepo , las últimas horas de la batalla.  A pesar de los llamamientos internacionales a la paz, a la creación de un corredor que protegiera la salida de civiles, miles de personas han vivido  atrapadas en el conflicto y han sido víctimas de los ataques a la ciudad. Millones se han visto obligadas a huir y lo han conseguido. Otras no.

Mientras se desarrolla la batalla (¿final?)  un grupo de voluntarios sirios se ocupa de rescatar y socorrer a civiles. Son la Defensa Civil Siria, los llamados cascos blancos, un grupo de más de 2.900 voluntarios que nació en el 2012 y que arriesgan su vida en esta labor. Se calcula que han salvado ya a más de 65.000 personas. Son estudiantes universitarios, obreros , mecánicos , hombres y mujeres de todos los estratos. 129 han muerto. Durante la guerra han trabajado en 119 centros  en las zonas fuera del control del régimen.

Más