“Todos los países, tanto ricos como en desarrollo, deben actuar con urgencia para lograr los objetivos globales de sostenibilidad, ya que ninguno aprueba los 17 ODS”

 

Por Marta García, periodista

España, junto con otros 192 países se enfrenta en los próximos 13 años a la consecución del desafío más ambicioso en materia de desarrollo social: El compromiso de alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible establecidos por la ONU mediante una agenda de desarrollo que deberá completar su implementación en el año 2030.

Hablamos sobre este reto con Miguel Ángel Moratinos, presidente de la Red Española para el Desarrollo Sostenible.

• ¿Qué es la Red Española para el Desarrollo Sostenible (REDS)?

REDS es el capítulo español de la Red de Soluciones para el Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas (SDSN en sus siglas en inglés). Su principal finalidad es activar a las universidades, los centros de investigación, las empresas y la sociedad civil para la resolución de problemas prácticos relacionados con el desarrollo sostenible. Además, hacemos un trabajo de difusión y sensibilización dirigido a las instituciones públicas, al mundo corporativo y universitario para que conozcan los Objetivos de Desarrollo Sostenible, y así favorecer su incorporación a futuras políticas y en el comportamiento de la sociedad en general.
La red española nació a principios del año 2015 y en su breve trayectoria ya ha impulsado numerosas iniciativas y acuerdos, entre otros, con CRUE-Universidades para introducir la cultura de la sostenibilidad en la universidad española, o con la Federación Española de Municipios y Provincias para promover un desarrollo urbano sostenible. También nos hemos aliado a algunas empresas, como Telefónica, para emprender proyectos como el Índice de los ODS, cuya edición española ha sido posible con su ayuda.

• ¿Qué es el Índice de los ODS y cómo se ha realizado este ranking?

El Índice de los ODS es un informe pionero, elaborado por la Fundación Bertelsmann  y Sustainable Development Solutions Network SDSN, que sitúa en una clasificación a 149 países del mundo en relación con el grado de cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Los resultados de este índice son muy interesantes porque evidencian que todos los países, tanto ricos como en desarrollo, deben actuar con urgencia para lograr los objetivos globales de sostenibilidad, ya que ninguno aprueba los 17 ODS.
El Índice de los ODS nos ofrece una foto fija que muestra de dónde partimos y hacia dónde debemos ir a través de una herramienta muy visual. Ésta utiliza el código del semáforo (verde, ámbar, rojo), según se apruebe o se suspenda el objetivo, o se esté a medio camino. Queremos que sea una guía especialmente útil para los gobiernos, para que puedan identificar en qué sectores deben actuar. Por ello, el objetivo del informe es dar datos accesibles y comprensibles para todo tipo de destinatarios: responsables gubernamentales, técnicos de las administraciones públicas, sector privado, medios de comunicación o la ciudadanía en general.

• ¿Qué países tienen una mejor valoración en este informe?

Los tres primeros países en el índice son Suecia, Dinamarca y Noruega, todos escandinavos. España queda en la posición 30 de 149, pero en el índice restringido a los países de la OCDE, nuestro país queda en la posición 26 de 34. Por tanto, esto nos indica que queda mucho por hacer.

• ¿Cuáles son en general a nivel mundial los ODS más “difíciles” de conseguir?

Los retos a los que se enfrentan los países para alcanzar los ODS son muy diversos. La Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible reconoce el principio universalidad por el que todos los países deben trabajar juntos en la consecución de los ODS. Ahora bien, las responsabilidades son comunes pero diferenciadas en función de su punto de partida. Con el Índice queremos ayudar a que los países inicien una reflexión sobre cuáles podrían ser sus prioridades y adopten acciones tempranas.
Es difícil hacer una valoración común a nivel mundial, sin embargo, podemos extraer algunas conclusiones en el grupo de países de la OCDE. En promedio, este grupo “suspende” más de un tercio de los objetivos, lo que significa que han obtenido una clasificación roja en al menos uno de los indicadores asociados a esos ODS. Las mayores dificultades se presentan en el cambio climático (ODS 13), en la conservación de los ecosistemas (ODS 14 y 15) y en las modalidades de consumo y producción sostenibles (ODS 12). Varios países de la OCDE “suspenden” el ODS 2 porque sus sistemas agrícolas no son sostenibles, y varios países tienen calificaciones bajas debido a sus muy altas tasas de obesidad. Un gran número de países de la OCDE se enfrentan a retos de envergadura para lograr el ODS 17, en gran parte debido a sus insuficientes aportaciones financieras a la cooperación internacional al desarrollo, sumado al hecho de que algunos experimentan un bajo crecimiento y una alta tasa de desempleo (ODS 8) así como un déficit importante en la igualdad de género (ODS 5).

• En el caso de España, un país azotado por la violencia de género, el único objetivo que parece haber alcanzado es el de igualdad de género. ¿Qué aspectos se han tenido en cuenta?

El Índice ha utilizado 63 indicadores globales para los que se han encontrado datos estadísticos. La selección de indicadores es fruto de muchos debates y de un proceso colaborativo entre los miembros del Consejo de Liderazgo de SDSN y muchos expertos académicos a nivel mundial.
En efecto, basándose en datos de 2016, en este índice España solamente aprueba el ODS 5 sobre igualdad de género. Para medirlo se han usado cuatro indicadores: el porcentaje de mujeres en el parlamento, los años de escolarización femenina, la participación femenina de la fuerza de trabajo y la demanda de contracepción sin satisfacer. Vamos a seguir trabajando para perfeccionar la selección de indicadores (pueden enviarse comentarios a www.sdgindex.org).

• Siguiendo con nuestro país, ¿en qué objetivo/s tenemos peor “nota”?

España tiene muchas dificultades en los retos clásicos de los países desarrollados. Entre ellos están: la protección de los ecosistemas terrestres y marinos (ODS 14 y 15), cambio climático (ODS 12), producción y consumo sostenible (ODS 12), pero además, España también puntúa bajo en el ODS 8 (trabajo decente) y el ODS 4 (educación).

• ¿Con qué mecanismos contará España para hacer un seguimiento y cumplir los ODS?

La excepcional situación política que se ha vivido en España desde las elecciones de diciembre de 2015 ha servido para justificar la inacción del Gobierno y lamentablemente, nuestro país todavía no ha conformado una agenda propia que aterrice cada uno de los ODS. Precisamente, para estimular el debate y la acción, el pasado 12 de diciembre, REDS organizó un diálogo multinivel para relanzar el debate institucional con el fin de movilizar a todos los actores implicados en la implementación de la Agenda 2030 en España. En este acto, representantes gubernamentales de alto nivel (estatal, autonómico, local y parlamentario) explicaron cómo van a vehicular la Agenda 2030 para que sea efectiva, cuál va a ser la estrategia española de desarrollo sostenible que va a plantear el Gobierno y qué mecanismos de implementación se van a activar. Todos mostraron su acuerdo en que era necesario situar esta Agenda al más alto nivel así poner en marcha una arquitectura institucional que haga posible el establecimiento de una estrategia nacional y un seguimiento.

Imágenes: Red Española para el Desarrollo Sostenible